Por Karen Nemeth, EdM

Las tareas escolares son una calle de dos vías, especialmente en los grados primarios. Están destinadas a brindar a los niños más oportunidades para practicar nuevos conocimientos y nuevas destrezas. También te mantiene informado sobre lo que tu hijo está aprendiendo en la escuela. Siempre es una buena idea mostrar interés en las tareas de tus hijos. Hay varias formas en que puedes proporcionar un valioso apoyo en la lengua que te resulte más cómoda.

Cada niño maneja las tareas escolares a su manera. Conoces mejor que nadie a tu niño, así que elige tu propia manera de ayudarlo con las tareas. Aquí te presentamos algunas ideas para que las consideres:

  • Pregúntale acerca de las tareas todos los días para hacerle saber al niño que crees que son interesantes e importantes para aprender.
  • Apoya la independencia de tu niño. ¡Ellos pueden hacerlo! Sin embargo, sabrás cuando realmente necesitan ayuda con una respuesta. Cuando tu niño te haga una pregunta, devuélvele la pregunta primero. Podrías decirle: “Esa es una buena pregunta. ¿Cómo crees que deberías resolverlo?” Y luego ofrécele ayuda si crees que realmente lo necesita.
  • Si tu niño realmente necesita ayuda, intenta darle una pista primero. Si te pregunta: “¿Cuánto es 4 por 8?”, puedes responderle: “¿Cuántos es 8 más 8? Luego, súmale 8 más; y luego, 8 más”.
  • Enséñale trucos de memoria. Cuando mi nieto tenía la palabra “puntual” en su lista de ortografía, hice una broma sobre cómo esa palabra nunca se usa para describirme. Nos reímos de esa broma todos los días, ¡y él recordó cómo deletrear esa palabra difícil en su examen!
  • No te preocupes si no eres un experto. A veces, solo estar con tu niño es suficiente apoyo. Deja que el niño te explique la tarea. Esto le ayuda a pensar en lo que necesita hacer. Si es necesario, pídele ayuda a la maestra. A menudo, tienen ejemplos para ayudar a las familias a entender la tarea.
  • Muchas escuelas ofrecen clínicas para hacer las tareas, que son talleres que se ofrecen a las familias sobre cómo ayudar a sus hijos con las tareas escolares. Si la escuela de tu niño no los ofrece, tu solicitud de este tipo de talleres podría estimularlos a comenzar a ofrecerlos.
  • Habla con otras familias para obtener ideas sobre cómo ayudan a sus niños.
  • Enfatiza la importancia de la pulcritud y la organización. Esto reduce el estrés del niño, y lo ayuda a aprender buenos hábitos de autorregulación que le permitirán alcanzar el éxito en el futuro.

Las tareas nunca deben provocar lágrimas… ni para los niños ni para los adultos. Encuentra el equilibrio entre el apoyo y la independencia que funcione para tu niño. Tu niño aprenderá muchas palabras en inglés en la escuela. Está perfectamente bien si te sientes más cómodo hablando de las tareas en tu lengua materna. Las investigaciones muestran que las destrezas y el conocimiento que los niños aprenden en una lengua pueden transferirse fácilmente a otra lengua. En realidad, no es confuso para el cerebro del niño. Es más útil cuando las familias usan la lengua que conocen mejor para poder explicar y dar ejemplos con confianza.

¡La participación familiar es un componente comprobado del éxito escolar!

Karen Nemeth, Ed.M.
La máster en educación Karen Nemeth es experta en el desarrollo de primera y segunda lengua, y en educación temprana, y posee un sitio web de recursos muy conocido: www.languagecastle.com. Ha escrito más de 12 libros y muchos artículos para maestros, líderes y familias, incluyendo su libro más reciente: “Familias y educadores juntos: construyendo excelentes relaciones que apoyen a los niños pequeños”. Es consultora y presentadora de muchos programas, escuelas y organizaciones en Estados Unidos y otros países.